Carlos Navarro viajó este pasado fin de semana a Cózar, Ciudad Real, nueva pista en el calendario castellano manchego de Motocross. El piloto madrileño llegaba con su Honda a Cózar Motor Ranch con la premisa de dar el máximo en la pista y sin lugar a dudas que lo hizo al finalizar primero en su serie y sexto en la general. Polvo y piedras fue la tónica dominante en la cuarta prueba del Campeonato de Castilla la Mancha de Motocross.


Carlos Navarro: «Fue una cita dura, no es para criticar al nuevo Moto Club que ha organizado esta prueba, pero había algo de polvo y piedras. Me parece un acto valiente el organizar una prueba de Motocross a estas alturas de año en España. Seguramente el año que viene saldrá mucho mejor. Es bueno también variar un poco los circuitos por donde pasa el campeonato. Terminé sexto en la general y primero en mi categoría. El diseño del trazado me gustó y conocer una zona nueva para poder entrenar si fuera posible»

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here